Seleccionar página

Desde que inicia una relación de pareja existen ciertas señales que puede notar o dejar pasar, pero cuando se habla del consumo, estos hábitos acompañan a una persona durante toda su vida adulta. Estas señales son importantes al momento de saber si una relación va a tener éxito o puede llegar a ser tóxica.

¿Tiene más gastos en pareja?

Una relación tóxica afecta diferentes aspectos de su vida, desde sus emociones o hasta sus finanzas y planes que pueda tener a futuro. Tenemos algunos factores para identificar las señales que podría hacerle gastar más con su ser querido.

Estas son algunas señales que así podrían indicarlo.

No hablan abiertamente

Cuando se tiene una relación con alguien es una complicidad compartida, no se debe estar de acuerdo en todo pero debe ser posible poder dialogar sobre cualquier tema sin tener problemas o llegar a una discusión, si el dinero puede llegar a ser un tema que evita es una señal de alerta.

Algunas parejas deciden evadir este tema debido a varios factores como lo serían diferencias de salarios, hábitos de consumo y de gasto que no son los mismos para ambas partes y en las que están en desacuerdo.

Hablar de dinero involucra sin duda poder hablar de sueños y planes a futuro, para los cuales el ahorro es muy importante. La sinceridad y buena comunicación solo hará que se fortalezcan los lazos con su ser querido, si ambos desean tener cierta libertad se pueden crear acuerdos de libre gasto siempre y cuando se cumpla con las responsabilidades financieras.

No hay visión

Cuando una pareja no tiene objetivos en común o sueños difícilmente se pueden concentrar los esfuerzos en cumplirlos y las finanzas personales se quedan sin un propósito, recordando que una de las principales herramientas de las finanzas personales es el ahorro, en este caso no habría un propósito para el ahorro y se destinaría principalmente en gasto.

Se corre el riesgo de que sea muy tarde una vez que se tengan sueños y objetivos, pero no fondos para poder realizarlos.

No comparten las responsabilidades

La pareja no funciona como un respaldo económico, si usted se atrasa en el pago de cuentas su pareja no tiene por qué estar ahí para ayudarle, cada uno debe establecer cómo puede aportar al pago de las cuentas en el hogar en base a la cantidad que se percibe, es por eso que saber cuánto dinero gana cada parte es de suma importancia.

Las inversiones y las deudas no deben tomarse a la ligera, sino platicarse abiertamente y como cada parte va a contribuir.

Infidelidad financiera

La infidelidad financiera es cuando un miembro de la pareja oculta gastos, cuánto gana y hasta la forma de consumo a la otra, por temor a que no lo apruebe o traiga peleas. Como consecuencia el dinero no alcanza en la casa o ese miembro siempre está corto de dinero.

Demasiado control

Así como la libertad en exceso y gastos perjudican a la pareja y sus finanzas, también el control o restricción lo hacen. Si se presentan diferencias en la forma de gasto o ahorro lo mejor es dialogarlo y tratar de llegar a un acuerdo mutuo, recuerde que no siempre puede tener la razón, vea por el bienestar de ambos, no solo el suyo.

Los caminos de la pareja deben estar unidos por el mismo fin y las finanzas de pareja son solo el medio para poder alcanzar los mismos objetivos.